¿Cómo Manejar La Rabia Creativamente?

En todos estos casos la rabia debe ser reconocida y enfrentada, trabajada, drenada. Se puede trabajar mediante la bailo-terapia, mediante la terapia de darle puños a un cojín con gritos y drenaje de toda emoción que se presente. También mediante las técnicas del Maestro Osho tales como la Meditación Dinámica, y la del Kundalini, también mediante talleres tales como grito primal o amor primal dictados en el Centro Osho en Caracas. Cuando la rabia en nuestro cuerpo comienza a encontrar su cause de salida y comenzamos a sentirnos aliviados debemos seguir con técnicas diarias de relajación y visualización de la Luz en nuestro cuerpo.

A veces las rabias son producidas por entidades que se acercan a nuestro cuerpo ocupan nuestro espacio. En ese caso es importante meditación con la Luz, oración y los baños especiales de limpieza aúrica. Es recomendable en estos casos utilizar aromas programadas para la limpieza y también mantener limpio el ambiente en que se vive con música y aromas armoniosas. Recomiendo el sonido de las campanas tibetanas y los baños con sal marina. En internet se pueden encontrar videos con esos sonidos.

Lo más importante de todo esto es el deseo y la intención tesonera de dar un paso adelante hacia la Vida; y para lograr esto podemos hacer meditación con el sol(*) todas las mañanas e ir al parque con frecuencia para comunicarnos con la naturaleza y hacer ejercicios corporales para entonar nuestro cuerpo para que éste sirva al Ser que está conectado de alguna forma con  nosotros.

Si buscamos a otros para que haga el trabajo por nosotros  sin que hagamos ningún esfuerzo, es posible que las cosas mejoren por un tiempo pero es probable que más adelante regresen las entidades y volvamos a decaer.

Si queremos erradicar la rabia por completo es importante encontrar su causa la cual podría estar en experiencias de infancia-adolescencia y útero como también en entidades oscuras que se pegan a cuerpo.

NOTA(*) La meditación con el sol comienza aproximadamente por la mañana antes de salir el sol, entre las 5:00 y las 6:00 am. Busca un lugar alto donde puedas ver el nacimiento del sol y cuando esté saliendo  mantén los ojos fijos en esa luz. Por momentos imagínate que estás dentro del sol.

Hace años cuando realizaba meditación con el sol en el parque Cachamay,  por unos meses, noté que mi vista había mejorado y me di cuenta que el aura del sol tiene los mismos colores del arcoíris.

También me di cuenta, para mi sorpresa, que en cierto momentos importantes me acompañaban ángeles solares.

El libro El Esplendor de Tipharet del Maestro Omraam Mikhael Aivanhov describe mucho más sobre el sol y como realizar la meditación.  El fundó un Centro Espiritual llamado “Le Bonfin” cerca de Niza, Francia.  Tuve el inmenso placer de visitarlo dos veces.